Make Sense Room: Agricultura urbana y arte en vivo

La casona de Rick, un espacio familiar y agradable donde el arte y la cultura se compenetran, fue el anfitrión del MKS Room, un evento cultural que tuvo como fin presentar y escuchar a empresas e iniciativas sociales que están vinculadas en el ámbito de la Agricultura urbana y para hacer más ameno el encuentro se hicieron presentaciones artísticas en vivo. Un MakeSense, es un espacio donde se trata de conectar el arte y el espíritu empresarial y tiene como misión promover emprendimientos sociales y hacerlos accesibles a todo mundo.

Uno de los principales invitados fue Slow Food Perú, asociación eco gastronómica que tiene como fin valorar los alimentos buenos, limpios y justos, resalta la importancia del origen de los productos y su impacto en el medio ambiente y la sociedad. Gabriela Dañino, representando a este movimiento planteó que “la revolución empieza por la mesa”, es decir como consumidores responsables, debemos reflexionar acerca de nuestros hábitos de consumo y cuestionarnos más seguido el origen de lo que consumimos, ¿de dónde procede lo que estamos comiendo?, ¿quién y cómo lo prepara?, ¿estaremos pagando un precio justo por el producto?

Slow Food Perú nace con el objetivo de impedir la desaparición de las tradiciones gastronómicas locales y combatir la falta de interés general por la nutrición, por los orígenes, los sabores y las consecuencias de nuestras opciones alimentarias y Sapichay, una organización benéfica fundada para los indígenas identificados, se han unido y han organizado el “I Encuentro de Jóvenes agricultores” que se realizará en Huancayo, del 23 al 25 de septiembre.

Feria de agricultura urbana en Rosario-Argentina. Foto: Voz Orgánica

Este encuentro reunirá a más de 100 jóvenes productores, estudiantes y profesionales del país para conectar, compartir, debatir y proponer acciones que permitan conservar y fortalecer sistemas de alimentación sostenibles en Perú y el mundo. Se congregará a tres tipos de agricultores jóvenes: en riesgo, urbanos y exitosos. La finalidad es que los tres grupos den a conocer los problemas que vienen atravesando e identifiquen soluciones replicables a estos desafíos, para fomentar una agricultura sostenible y socialmente valorada.

Luego de esta presentación, como un pequeño y entretenido entremés, Ricardo Pflucker, más conocido como Tata Ricardo y Carlos Torres, representando a em>Cuentos Willaykuy, nos cautivaron como a niños con el relato de sus fantásticos cuentos Willaykuy, palabra quechua que significa “avísale” o “cuéntale”. Cuentos Willaykuy es un colectivo de narradores orales peruanos de reconocida trayectoria que están comprometidos en la difusión y conservación de los cuentos, mitos y leyendas de nuestro país.

Ricardo Pflucker, conocido como Tata Ricardo, contando una historia a los asistentes al evento cultural. Foto: MKS Perú Hotspot

Además, Floriane y David, representando a Voz Orgánica, proyecto francés que identifica iniciativas, reales y beneficiosas, de comunidades, que abogan por una ciudad más productiva, más verde y más viva, nos contaron sus experiencias viajando por América Latina visitando y aprendiendo de proyectos de agricultura urbana. Ahora se encuentran en nuestro país y antes estuvieron en Brasil, Argentina y Colombia. Según manifestaron, en Brasil visitaron un proyecto de una casa que acogía a personas sin hogar, una manera de retribuir la buena acción es trabajando en la huerta de la casa.

También contaron su experiencia en Rosario (Argentina), donde, según cuentan, se toparon con una realidad diferente, a comparación de otros sitios, dado que ahí sí hay políticas públicas que apoyan proyectos de agricultura urbana; para esto existe una feria de productos que es un claro ejemplo de integración, solidaridad e inclusión social. A través de esta feria se ha reducido la pobreza generando empleo en las familias y desarrollando de esta manera, una economía sostenible.

Agricultura urbana en Molino-Blanco, Rosario (Argentina). Foto: Voz Orgánica.

Al final del evento, se presentó Aquiles Bernabel, más conocido en el mundo artístico como Shandrek, un ingeniero ambiental y apasionado poeta, quien está pronto a publicar su poemario Orgánico, nos habló acerca de su organización Reforestando Conciencias. Desde el 2009 empezó sensibilizando a jóvenes de su barrio, después hizo activismo en las calles, concientizando a la gente a través de volantes con mensajes acerca del cuidado del agua.

Como una forma de autofinanciar sus actividades, Aquiles creó Árboles Shandrek, unas pequeñas macetas con plantas como las suculentas, que las vende al por mayor y unidad. También tiene dentro de sus planes como proyecto, un plan de forestación en la zona norte y trabajar con la comunidad en la implementación de huertas urbanas en algunos parques de la ciudad.

MakeSense Perú Hotspot con el apoyo de EmprendeSocial, buscan dar a conocer casos de emprendimiento social en Latinoamérica cubriendo eventos nacionales e internacionales. En este pequeño y productivo encuentro donde se dieron a conocer actividades de emprendimiento social que nos demuestran que a través de un consumo responsable, del impulso de nuevas y buenas alternativas en la agricultura y de acciones de concientización y sensibilización, podemos aportar al cuidado de nuestro medio ambiente.

Huerto comunitario en Bolivia. Foto: Dallana Cano


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *